El ministro de Cultura aboga por considerar el videojuego cultura y abandonar su mala imagen

El ministro de Cultura y Deporte, José Guirao, aboga por abandonar la imagen negativa del videojuego que es "completamente falsa" y considerar al sector como una "industria cultural de primer orden".

“El videojuego es cultura”, ha subrayado Guirao en la inauguración de Gamescom, la feria más importante del sectos, que tiene a España como país invitado de esta décima edición, celebrada en Colonia.

El videojuego español, que tiene un crecimiento medio de un 20 por ciento anual, “tiene un maravilloso estado de salud” en lo relativo a calidad artística, pero “necesita reforzarse por el lado empresarial”, ha argumentado.

El sector español está formado por más de quinientas empresas, “pero la mayoría son muy pequeñas”, por lo que son “necesarios proyectos de más envergadura que se vendan internacionalmente” y que ayuden a “fortalecer” el sector, ha explicado el ministro, cuyo departamento constituyó a finales del año pasado la primera mesa sectorial.

Tradicionalmente, el videojuego ha sido una industria “relegada al ocio y al exceso”, sobre todo de los menores, pero esa es una imagen “completamente falsa” que, según el ministro, hay que cambiar.

“Hay que trabajar para dar una imagen verdadera del videojuego (…). Su base es creativa y sus valores son igual de importantes que los de un libro o una película, lo que cambia es el soporte”, ha explicado: “Soportes hoy normales como la literatura, el cine y la fotografía, se consideran normales pero en el momento de su aparición fueron tan “rupturistas” como lo es ahora el videojuego. El videojuego es el soporte de la creatividad de ahora, de nuestro tiempo”, ha añadido.

La feria Gamescom tiene este 2018 a España como país invitado de su décima edición, en la que participan más de un millar de expositores como Ubisfot, Activision, Sony, Nintendo o Electronics Arts.