Aprobada la Ley Audiovisual de Andalucía que refuerza la lucha contra la piratería

El pleno del Parlamento andaluz aprobó este miércoles la Ley Audiovisual de Andalucía, que prevé ayudas para proyectos de creación, producción y promoción, aspira a luchar contra la piratería con sanciones de hasta un millón de euros y reforzará la protección de menores. Los miembros de la Coalición de creadores e industrias de contenidos felicitan a los parlamentarios andaluces por alcanzar el consenso que ha permitido aprobar esta ley por unanimidad.

La norma prevé ayudas para proyectos de creación, producción y promoción, y se propone luchar contra la piratería con sanciones de hasta un millón de euros por infracciones muy graves, como la emisión sin licencia.

El régimen disciplinario recoge nuevas infracciones y sanciones: para las tipificadas como muy graves, las multas oscilan entre 80.001 euros y un millón para los servicios de comunicación televisiva, y entre 20.001 y 200.000 para los radiofónicos. En las infracciones graves, como incumplir el deber de comunicación previa, se incluyen multas de entre 20.001 y 80.000 euros para televisiones y de entre 10.001 a 20.000 para las radios. El régimen sancionador se completa con multas para infracciones leves de hasta 20.000 y 10.000 euros, respectivamente.

En cuanto a la protección de los menores, la ley andaluza ampliará las franjas horarias de protección reforzada vigentes ahora y fijados por la legislación estatal básica. La nueva ley incluye por primera vez en España la regulación de las emisiones de universidades y centros docentes, ya que aborda de forma integral este sector, al tiempo que amplía el catálogo considerando a los usuarios no sólo como destinatarios de los servicios sino como parte integrante de la comunicación audiovisual.

Se creará el Consejo de Participación Audiovisual de Andalucía

En relación con el apoyo a la actividad económica y empresarial audiovisual, se establecen las bases de un sistema de incentivos y ayudas a la financiación para respaldar proyectos de creación, producción, distribución, exhibición y promoción exterior. Además, se recoge la creación del Consejo de Participación Audiovisual de Andalucía, que estará integrado por representantes de la ciudadanía y de los agentes del sector, y cuyas funciones serán detalladas en desarrollo reglamentario posterior.

El portavoz del PP, Guillermo José García Longoria, ha tildado la ley de “útil y eficaz, aunque no al cien por cien” porque se han “quedado cosas atrás”, de ahí que su grupo haya mantenido 40 de las 50 enmiendas presentadas (las otras diez se aprobaron en comisión). Así, ha vuelto a defender hoy, aunque sin éxito, la necesidad de una mayor transparencia en la concesión de licencias, la creación de instrumentos de participación de los profesionales o el equilibrio entre medios comunitarios y medios profesionales.

El portavoz de Podemos, Jesús Romero, ha dicho que era “imperativo y urgente” que esta ley fuese “real”, al considerar que la norma estatal “en nada ayuda” al desarrollo del sector audiovisual, de modo que la ley andaluza “ayuda a mejorar” la situación en aspectos como los horarios infantiles o la prohibición “tajante” de contenidos y de publicidad sexista. “Todavía hay margen de mejora, pero esta ley es un paso de gigante en la consideración del sector audiovisual en Andalucía”, ha sentenciado.

La diputada de Ciudadanos Isabel Albás ha dicho que es una ley “necesaria” que el sector demandaba “desde hace años”, un sector que tiene que adaptarse “a las necesidades de la sociedad”. Ha resaltado que la mayoría de las enmiendas presentadas por su grupo (30) han sido aceptadas y ha hecho hincapié en las demandas conseguidas, como que se garantice la protección de menores y el pluralismo político o que haya una fiscalización de la propiedad intelectual y una evaluación del desarrollo de la normativa.

El portavoz de IU, José Castro, ha subrayado que Andalucía necesitaba esta ley “en pleno siglo XXI” para regular una actividad que ha superado a la “parca” normativa que existía hasta el momento para un sector “fundamental” en materia económica y por la función social que cumple. IU, que presentó 59 enmiendas de las que fueron aceptadas 19, ha decidido hoy retirar todas las enmiendas de su grupo que quedaron “vivas” después de que se haya aceptado por unanimidad una transaccional más amplia.

La diputada no adscrita Carmen Prieto se ha congratulado de que durante el trámite en comisión se aceptaran varias de sus enmiendas, como la planteada con el fin de reducir algunos plazos para el cumplimiento del proyecto ley o la de que se “visibilicen” los casos de violencia de género “pero siempre respetando la presunción de inocencia del agresor”, mientras que ha lamentado que se hayan vuelto a rechazar hoy sus propuestas, entre ellas la relativa a la supresión de la “ideología de género”.

El vicepresidente de la Junta y consejero de la Presidencia, Administración Local y Memoria Democrática, Manuel Jiménez Barrios, que ha cerrado el debate, ha expresado su “enorme satisfacción” por la aprobación de esta “importante ley” para un sector “estratégico”, y no ha podido ocultar su alegría por la producción normativa de esta legislatura: “Estamos demostrando que desde Andalucía estamos haciendo las cosas de una forma diferente”, ha asegurado.